Renault ZOE, el primer coche eléctrico para todos

Con unas ventas que a pesar de estar creciendo, siguen siendo simbólicas, mucha gente se pregunta cuando llegará la explosión en cuanto a la ventas de coches eléctricos. De momento su elevado precio, limitadas prestaciones y una infraestructura de recarga muy pobre, los coches impulsados por electricidad forman un nicho de mercado simbólico que necesita un revulsivo.

Este podría ser el deseado y esperado Renault ZOE, un modelo que llegará a los concesionarios este próximo otoño y que en Francia cuenta ya con más de 700 reservas, mientras que las expectativas del fabricante galo para el primer año en la calle se sitúan en torno a las 150.000 unidades en toda Europa, una cifra ambiciosa que dispararía la cantidad de coches eléctrico en la calle, con todas las consecuencias que esto tendrá.

Las claves del ZOE son claras, un diseño agradable, sin grandes estridencias, un espacio interior aceptable, que a pesar de sus apenas 4 metros de largo le permite disfrutar de un maletero más grande que modelos como el Fluence ZE, a lo que debemos sumar unas prestaciones fruto de la constante evolución de la tecnología, más de 200 kilómetros de autonomía máxima.

A esto le sumamos un precio que parte desde los 14.700 euros, ayudas e impuestos incluidos más el alquiler de 79 euros al mes por la batería, y como resultado tenemos al primer coche eléctrico que podría disfrutar de unas cifras de ventas a la altura de sus equivalentes con motor de combustión, y un importante punto de inicio de la verdadera transición hacía un parque móvil con cada vez más vehículos impulsados por batería.

La competencia tampoco será muy dura, y los Citroën C-Zero y Peugeot iOn, deberán bajar de forma importante de precio, o mejorar sus prestaciones hasta un nivel similar al del Renault, aunque al depender de un fabricante externo, Mitsubishi, apenas tendrán margen de maniobra para lanzar una alternativa real.

Tampoco parece que recibamos buenas noticias desde Alemania, donde el Smart ForTwo eléctrico llegará antes de final de año pero con un precio a la altura del ZOE, y también atado a un alquiler por sus baterías, un arrendamiento que será algo más económico que en el Renault, y que podría rondar los 50 euros mensuales.

Por lo tanto, con unas excelentes prestaciones, precio y presencia, el Renault ZOE será un éxito seguro, ahora la pregunta que nos hacemos es, ¿cumplirá las expectativas?

Artículos relacionados:
Renault Zoe: Todos los detalles
El Renault ZOE no le teme al frío